sábado, 23 de febrero de 2008

El objeto sonoro

A partir de la discusión planteada en el post anterior, surgieron una enorme cantidad de temas para seguir hablando, dentro de los límites que plantea un blog. Es increíble, a la vez que apasionante, ver como un tema lleva a otro, siendo muy difícil establecer un límite para terminar una discusión o acodar un punto.

Uno de los tema que surgió es el de el objeto sonoro. Veamos. En su libro “Tratado de los objetos musicales”, Schaeffer dice lo que el objeto sonoro no es: no es el instrumento que ha tocado y no es la banda magnética (el soporte en que fue grabado). Tampoco es un estado de ánimo, es decir no es algo subjetivo.

Lo curioso es que, al menos en este primer acercamiento, no dice exactamente que es. Pero lo desliza claramente cuando dice “¿qué es lo que oímos? Precisamente lo que llamamos un objeto sonoro independientemente de todas referencia causal.”

Por supuesto este tipo de abordaje auditivo sólo es posible practicando una escucha reducida de un sonido fijo en un soporte. Solamente mediante la repetición del mismo sonido, una y otra vez, podemos desvincularlo de su causa.

Pero este deslizamiento no implica una clara definición de que es el objeto sonoro. De todas formas admito que mi acercamiento a Schaeffer, es limitado en un punto, ya que está dado fundamentalmente por la lectura de este libro, cuya traducción del francés parece no ser del todo correcta, y además es una versión abreviada. ¿O reducida?

Por mi parte creo ineludible una mirada filosófica en donde, y desde tiempos inmemoriales, se distingue el sujeto (el que percibe) del objeto (lo percibido). En este contexto, creo que Schaeffer se refiere al objeto sonoro como aquello que es objeto de nuestra percepción, y mediante una reducción fenomenológica, percibimos el objeto en si mismo, desvinculándolo de su causa e inclusive de todo saber previo.

Hay mucho material en la red sobre este tema y resulta muy difícil recomenda uno en vez de otro. El musicólogo brasileño Carlos Palombini tiene muchos escritos sobre el tema, así como en el sitio del Electronic Music Studio y del Groupe de Recherches Musicales.

Un tema aparte, aunque no tanto. ¿Cual es la diferencia entre "Sonic object" y "Sound object"?

7 comentarios:

Ricardo de Armas dijo...

En la obra "El sonido" de Michel Chion, en el capítulo 11 "Describir y clasificar los sonidos" está lo que es el objeto sonoro según Schaeffer. Lo transcribo textualmente

"Todo fenómeno sonoro que se perciba como un conjunto, como un todo coherente, y que se oiga mediante una escucha reducida que lo enfoque por si mismo, independientemente de su procedencia o de su significado"

Respecto de la diferencia entre objeto sonoro y objeto sónico, estuve explorando en la red y encontre este trabajo sobre objeto sónico de Kim Cascone ( músico experimental que trabaja en la linea conocida como ruidismo e investigador en Berklee)
Me parece interesante compartirlo con ustedes


"un objeto sónico puede ser
definido por sus partes en movimiento más pequeñas: su existencia en el tiempo, su arquitectura espectral, las tasas
de decaimiento de sus ondas senoidales, etc. Pero nunca por lo que funciona como su fondo, o por los artefactos
“expulsados” por el objeto sónico. El sonido nunca es descripto en lo ausente, faltante o desestimado: el espacio
negativo... la mayor parte del residuo digital es eliminado con reductores de ruido, compresores multi-banda,
filtros y compuertas ... pero hoy nos hallamos inmersos en la nueva ola del audio digital... existen nuevas herramientas que son capaces de explorar tanto la señal como lo que se encuentra detrás de ella... se hace posible descender a la “zona abisal” del umbral de ruido y usar lo que encontramos como material exploratorio...

gabriel dijo...

Por lo que me parece entender el objeto sónico es un objeto a explorar pero no necesariamente audible. Igualmente, algún tipo de percepción del objeto debería ser la que guía nuestra investigación y ahí puede ponerse sutil e interesante sus resultados.
Chion escribe también en "El Sonido"
¿Es posible oírlo todo?
(...) si trabajamos con sonidos fijados, ello nos permite ensanchar el campo de la escucha y restituir lo que escuchamos en un conjunto más vasto (...) Al mismo tiempo, es imposible, por definición, saber si hemos o no excluido inconcientemente, incluso en la escucha repetida, un sonido, el ruido de un coche que pasaba a lo lejos, el que ha provocado un calentamiento, una iluminación, etc."

gabriel dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Raúl dijo...

No termino de entender plenamente a que se refiere Kin Cascone. Porque cuando dice "sus partes en movimiento más pequeñas" ¿se está refiriendo a lo que Schaeffer denomina el grano sonoro? De todas formas lo voy a releer antes de llegar a una conclusión definitiva. Muchas gracias por el aporte. Tampoco me queda claro lo que dice Gabriel acerca del objeto a explorar pero no necesariamente audible. Bueno...evidentemente soy yo, que hoy no entiendo nada!!! ¿Será sólo hoy?
Voy a indagar con algún colega de habla inglesa a ver si aporta alguna luz.

Ricardo de Armas dijo...

Desde mi entendimiento,la cuestión quedaría de esta manera:

Objeto sonoro:
Escucha reducida - análisis de la cualidad factural y espectral - evolución fenomenológica del objeto.

Objeto sónico:
Mediante herramientas específicas
realiza la exploración y utilización de las componentes estocásticas y residuales (la no señal, zona abisal y umbral de ruido)

gabriel dijo...

yo lo entendí como dice Ricardo. A mí nunca me ha gustado la expresión "escucha reducida". Entiendo el concepto y es el que tomo pero prefiero decir "escucha analítica".

Ricardo de Armas dijo...

Otra posibilidad de abordaje es el Auditum (cosa oida)
El auditum es objeto de todas las escuchas (reducida, causal, figurativa, semántica)
Es sonido, en tanto que sonido percibido, sin confusión con la fuente real, ni con los fenómenos vibratorios que estudia la acústica